Como almacenar los archivos en tu ordenador.

Autor
Juan. M
Fecha de publicación
02.06.2014
Ilość komentarzy
0

La cantidad de archivos que podemos llegar a almacenar en nuestro ordenado es increíble y si los colocamos en nuestro escritorio el caos puede ser total. Este almacenamiento de archivos directamente en el escritorio de su ordenador puede afectar directamente a su productividad. Si usted se identifica con esta situación sin duda alguna usted debe de poner solución a este hábito. Ya que aunque el almacenamiento en el escritorio es simple y cómodo, este puede acarrearte algunos inconvenientes ocultos que no puede conocer.

Es por eso que desde Downloadsource.es queremos mostrarte diferentes métodos de almacenamiento para que con su uso dejemos de lado el horrible y perjudicial hábito de guardar los ficheros directamente en el escritorio.

Las desventajas del almacenamiento en el escritorio

La necesidad de guardar los archivos en el escritorio es comprensible debido a su sencillez y comodidad. Proporciona acceso inmediato con un solo clic, lo que significa que es tentador para convertir el escritorio en un recipiente para el almacenamiento. Pero a menos que seas estricto con el mantenimiento del escritorio, en algún momento va a sucumbir a estas cuestiones:

Sin la protección de archivos. Diferentes estudios han demostrado que ciertos directorios no se ven afectados por la función de Restaurar sistema, la ubicación más reconocible es Mis documentos. Los archivos en el escritorio se ven afectados por la función Restaurar sistema, lo que puede dar lugar a la desaparición inesperada de archivos.

No hay copias de seguridad de los archivos. Muchos programas de copia de seguridad de archivos por defecto ignoran archivos de escritorio. La mayoría de los programas le permiten cambiar los ajustes e incluir el escritorio si es necesario, pero lo único que se necesita es un despiste a perder accidentalmente un archivo importante almacenado en el escritorio.

El Desorden. La historia es siempre la misma. Usted comienza su colección de escritorio con algunos documentos. Con el tiempo, la colección crece para incluir imágenes, música , programas, archivos zip y más documentos. De repente, la tarea de encontrar el documento correcto lleva más tiempo que en realidad abrirlo.

 

Diferentes particiones de disco duro.

Un poco de los consejos sobre ordenadores que usted debe aprender es la siguiente: "Nunca debe guardar sus archivos en la misma partición que el sistema operativo". En Windows, la ubicación del escritorio en el sistema de archivos no residen en la misma partición que el sistema operativo en sí.

¿Por qué es este consejo tan importante? Porque pretende evitar que todo el contenido se encuentre dentro del mismo recipiente.

Digamos que se produce el ataque de un virus leve o malware que ataca el sistema operativo. Puede limpiar todos los archivos relacionados con el sistema operativo en sí mismo o puede afectar a toda la partición que contiene el sistema operativo. Al perder el sistema operativo, se pierden todos los datos guardados también.

Pero si ha instalado Windows en la partición C: y almacena todos sus archivos en la partición D: , sus archivos en D: estaría a salvo incluso si C: se elimina por completo. La única forma en de D: se vería afectado si es el propio disco duro físico se limpió o dañado.

Un beneficio adicional de tener particiones separadas es que se puede volver a instalar Windows sin perder los datos guardados.

 

Utilizar bibliotecas de Windows

Cada instalación de Windows viene con un directorio llamado Mis documentos. En Windows 7, que ha sido renombrado como documentos y que se añadieron algunos más como : Música, Imágenes y Vídeos. Se les conoce como las bibliotecas y de lo que has visto antes, pero en realidad puede que lo haya usado. Sin embargo debería empezar a hacerlo.

En realidad, estas cuatro bibliotecas son especiales. No son sólo los directorios; son colecciones de varios directorios. En cada biblioteca, puede especificar distintos directorios que deben incluirse y que la biblioteca va a mostrar el contenido de todos los directorios incluidos. Suena más complicado de lo que es .

Piense en ello como esto: Usted puede guardar sus vídeos a muchos lugares diferentes y vincular estos directorios a la biblioteca de vídeos. Entonces, cada vez que acceda a la biblioteca de vídeos, verás todos esos archivos en un solo lugar.

Es tan conveniente como almacenar todo en el escritorio, sin embargo, infinitamente más flexible y organizado.

 

Almacenamiento de archivos en la nube.

Almacenamiento en la nube ha sido un gran descubrimiento en los últimos años y por una buena razón. Mientras que las soluciones relacionados con la nube como Dropbox , G+ Drive, o Microsoft OneDrive no solo cuentan con problemas de privacidad, sino que también ofrecen muchos beneficios por lo que no solo debemos centrarnos en lo negativo de estos servicios.

Así es como funciona: dejar de lado uno o más directorios que se sincronizan automáticamente con cualquier servicio que esté utilizando. Estos archivos se pueden acceder desde cualquier lugar y se puede establecer en privado o público.

¿Por qué es mejor que el almacenamiento directo en el escritorio?

Las copias de seguridad inmediatas. Debido a la sincronización automática, rara vez tiene que preocuparse acerca de los archivos perdidos. Si su equipo se limpió de alguna manera, esos archivos todavía residen en la nube y siempre se puede recuperar de nuevo.

Historial de revisiones. No todos los servicios Cloud ofrece un historial de revisiones, pero la mayoría lo hacen y es una característica importante. Básicamente, el servicio hará un seguimiento de todos los cambios que ha hecho en el fichero (que puede estar limitada a los últimos cambios X) y permitirá volver instantáneamente a una versión anterior si es necesario.

OneDrive (también conocido como SkyDrive ) viene integrado con Windows 8 y puede ayudar a mantener sus archivos sincronizados.

 

Necesidad de acceso rápido a los archivos

A veces la comodidad prevalece sobre la practicidad y la razón. El escritorio es grande, ya que permite el acceso inmediato. Con un pequeño compromiso, se puede sostener este tipo de almacenamiento. La solución puede ser utilizar los atajos.

La creación de un acceso directo es tan simple como arrastrar un archivo con el botón derecho del ratón hasta donde desee que aparezca el atajo ¡, a continuación, seleccionar Crear acceso directo en el menú desplegable. Incluso si un acceso directo se eliminado, el archivo real seguirá siendo seguro.

Pero en vez de poner los accesos directos en el escritorio, por qué no dar un paso más allá ?

Haga clic derecho sobre cualquier archivo de acceso directo y seleccione Anclar a la barra de tareas o Anclar al menú Inicio. Es una característica que se explica por sí misma que funciona igual de bien o mejor que los accesos directos tradicionales del escritorio.

 

Indiscutiblemente las manías o rutinas de cada usuario son difíciles de encauzar o modificas, es algo se convierten en instintivo. Sin embargo también podemos decir que se puede cambiar cualquier cosa sobre todo cuando se observa una mejoría en cuanto accesibilidad, ordenado etc. Por eso creemos que si usted comienza poniendo en práctica los consejos anteriormente mencionados, sin duda alguna con el tiempo podrás modificar sus hábitos y beneficiarse de las ventajas de tener un escritorio escueto y ordenado.

No obstante su ve que el cambio de hábitos es imposible le invitamos a que por lo menos intente realizar un mantenimiento asiduo de los archivos de su escritorio.

Únete a la discusión

comments powered by Disqus